MOSAICO, 6-XI-014

Martínez Campos, 6-XI-014

GUIA

MOSAICO

Silviano Martínez Campos

                   LA PIEDAD, 6 de Noviembre.- CUALQUIERA QUE HAYA pasado conviviendo aquí, dijéramos durante 25 años y dado que tenga cierto, aun cuando mínimo, sentido de observación, se dará cuenta de que La Piedad (y su región) ha cambiado de lo lindo. Y si por edad o temperamento mide ya su tiempo en décadas, esa observación le dirá: sí, ¡sí, cómo cambian las cosas!, y es muy cierto eso de que al tiempo nadie lo detiene. Lo obvio.  ¿Y ese cambio, para bien o para mal?. Pues para las dos cosas, claro. AUN CUANDO EL crecimiento, esa “filosofía” de la existencia, aplicada a personas y sociedades, está ahora en cuestión porque dicho crecimiento ha puesto en un brete a toda la existencia y a todo el planeta, incluido el rincón de él que pisamos, La Piedad y su ya zona conurbada, sí que han crecido. ALGUNA VEZ ME  comentó un hombre de empresa que determinado circulo de negocios aquí se oponía, por ejemplo, a que aquí se estableciera la gran empresa que luego se plantó en Zacapu. Y era voz pública que grupos de negociantes “no veían con buenos ojos” se establecieran grandes centros comerciales: ¡Y aquí están!, la ciudad está conformada ya, además de una red de comunicaciones carreteras, por grandes establecimientos. Unos van, otros vienen, pero esas tiendas determinan la vida ciudadana, aun cuandoe los modestos mercados de abastos y sus alrededores, siguen funcionando. Hay, pues, para todos. Otra cosa será si esos y otros establecimientos llegan a resolver (nadie duda que ayudan) el gran problema del desempleo, en una región de migrantes que buscan transfronteras lo que no encuentran aquí. LO QUE ME conmociona es el enterarme del gran deterioro ambiental envolvente, planetario, del cual nadie, nadie, escapamos. Y no me parece exagerada la metáfora de que el gran Río Lerma, a su paso por aquí, está muerto (en realidad en toda su cuenca), A través de los años se ha convertido en receptor de cloacas, desechos, residuos fabriles y aquellos idílicos paisajes con sauces llorones, abundancia de peces y aguas tranquilas y azas transparentes, dudo que las actuales generaciones los vean. Fruto del “crecimiento” en su fase destructiva.  PERO ME ADMIRO de los grandes pasos en el terreno educativo que ha dado La Piedad. En mis tiempos de diarista, visitaba mucho el Colegio Vasco de Quiroga, y las oficinas de la allí establecida Universidad del Valle de Atemajac. Ahora, en su flamante edificio, es centro de enseñanza superior de primer nivel; también me tocó ver el nacimiento del Instituto Tecnológico de La Piedad, ahora lo mejor por aquí, en su género y sus modernas instalaciones en la meseta que lo alberga; visité con frecuencia al naciente Colegio de Michoacán, mientras funcionaba en un local céntrico. Luego la modernidad lo habría de trasladar a su gran edificio, en zona residencial. Allí he logrado “cubrir” y con mucho gusto, diversos actos públicos. Pero algunas de sus actividades de difusión cierto que eran reservadas para la noche y por razones obvias para públicos reducidos. AHORA EL GRAN Colegio de Michoacán, apoyado por la autoridad municipal, sale más a la calle, a llegar su ciencia y sus conocimientos a un público más amplio, en labores de divulgación. Este día jueves, mientras mi persona va rauda y veloz por la autopista a iniciar las quimioterapias en Morelia, se establecerá en el centro de la ciudad un gran domo para capturar la atención, la curiosidad y las ansias de saber de la juventud, en torno a la ciencia. Y luego, mañana viernes, en la plazoleta de la bandera, en el mirador de la Colonia Vasco de Quiroga, un telescopio para que los piedadenses contemplen mas de cerca el firmamento. “Burbuciencia es un domo tipo carpa geodésica con capacidad para albergar a 80 personas sentados. Las paredes interiores funcionan como pantallas donde se proyectarán cortos y documentales científicos en tercera dimensión. Estará instalado en el Jardín “Marcos H. Pulido” conocido como La Purísima los días 6 y 7 de noviembre. El segundo de los eventos de divulgación de la ciencia que se estarán llevando a cabo en La Piedad es la Noche de Observación Astronómica donde gracias a la mediación del COLMICH con el Centro de Investigaciones en Óptica de León, será posible la instalación de un telescopio en la plazoleta de la bandera “Ricardo Guzmán” a las 20 de la noche del viernes 7 para apreciar el firmamento mediante este instrumento tanto en una pantalla como en el propio artefacto”. EN CÍRCULOS CIENTÍFICOS y de estudiosos, cierto que hay pre-ocupación y hasta alarma por lo que le sucede a la Tierrita en el terreno ambiental. Durante una conferencia el mes pasado en Monterrey, Leonardo Boff , fue reiterativo: nuestro planeta y todo lo que contiene de vida, está en riesgo. Nuestro crecimiento lo ha averiado. Hemos  puesto en riesgo el futuro para nuestros nietos. Todo por el crecimiento desbocado de los últimos dos siglos, acelerado desde mediados del anterior, el XX. (La urgencia de cuidar de la Tierra y de la vida) Así están las cosas. (www.silvianomartinez.wordpress.com )

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: